Eventos

BLOG

06mayo

Por Daniel Riobóo (Madrid)

Si Devops te suena a chino, escucha. Es un término asociado a un perfil relativamente reciente y muy ligado a la ingeniería. También es un rol fundamental en las empresas involucradas en un proceso de transformación digital del que se hablará en Retina, el foro Iberoamericano que El País organiza en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid los próximos 10 y 11 de mayo. Puedes comprar tus entradas para el evento aquí.

DevOps es un acrónimo de development (desarrollo) y operations (operaciones) donde desarrollo significa creación de software y puesta en marcha de nuevas funcionalidades basadas en los requisitos de los clientes y operaciones se refiere al mantenimiento del servicio para conseguir la mejor experiencia de usuario.

Para comprender mejor de que se trata, como indica el técnico de sistemas Aitor Alegría, primero hay que hablar de las metodologías ágiles. Según estas no existe un patrón de trabajo en el que unos realizan el desarrollo y otros, los clientes, lo explotan en Operaciones sino que colaboran entre ellos, creándose equipos de trabajo compuestos. “El ingeniero DevOps es clave porque tiene una labor de árbitro entre ambos mundos para definir procesos útiles y poder detectar errores más temprano”.

En cambio, en el modelo anterior de Operación, cuando el cliente recibía un producto de software finalizado y detectaba los errores y nuevos requisitos ya era tarde y se perdía mucho tiempo. Para aclarar el término para los profanos, según Alegría se pueden comparar con un entrenador de fútbol y uno de baloncesto. El primero solo tiene tres cambios y por tanto menos opciones para corregir los errores mientras el segundo, como ocurre en la filosofía DevOps, puede hacer los cambios que quiera cada vez que detecta que algo no funciona.

 

Y es que en muchas grandes compañías las áreas de desarrollo y de operaciones se encuentran alejadas, incluso situadas en diferentes localizaciones geográficas. A ello se suman diferencias e interferencias de los procesos de ambos departamentos. El problema a superar, como indica Augusto Sánchez, ingeniero de Amadeus (patrocinador de RETINA) durante 15 años, sucede cuando “los objetivos de ambas partes no coinciden”. Para solucionarlo es preciso que ambas áreas sigan los mismos procesos y utilicen el mismo lenguaje y las mismas herramientas de automatización.

Sánchez también puntualiza que “si bien puede hablarse de una posición, por encima de todo es una metodología que la empresa tiene que asumir para ser más efectiva”. Así, ya entrando en el rol concreto, “un ingeniero DevOps debe ser el engranaje en una máquina que funciona como un conjunto y tiene que ser consciente de que esto es lo realmente importante y no sólo de que su parte sea la mejor”. Sin duda es una figura clave en los procesos de transformación digital ya que es una persona o un equipo de trabajo dedicado a que los procesos globales se lleven a cabo de la manera más eficiente posible.

El perfil que predomina entre estos profesionales tiene formación en ingeniería completada con cursos de procesos y habilidades de negociación y comunicación y, a ser posible, con experiencia en los dos mundos, es decir, que haya trabajado en departamentos de desarrollo y de operaciones.

Entre las cualidades de estos profesionales tan cotizados deben resaltar la orientación al proceso (y no sólo a su tarea), el trabajo en equipo y la empatía y humildad para aceptar que el resultado final es más importante que su rendimiento particular. También son muy valoradas la proactividad y el liderazgo para prevenir los problemas del proceso antes de que ocurran.

En definitiva, DevOps es una metodología basada en la integración entre desarrolladores y administradores de sistemas. Esta unión es especialmente útil en el nuevo entorno de desarrollo de productos digitales para los que el usuario final y/o el cliente interno demandan más flexibilidad, calidad y rapidez, un menor coste y una altísima frecuencia de entregas.

RETINA
contenidosweb
12febrero

La guerra por el fin del dinero en metálico implica a tarjetas de crédito, gigantes digitales y entidades financieras en la búsqueda del estándar universal

10diciembre

El secreto de Sergio Leiva son los datos. Más concretamente, dónde se encuentran. Cofundador y CPO de la startup Carto DB, puede presumir de una cartera de clientes abrumadora: National Geographic, Deloitte, Unicef, The Wasinghton Post, Google o la NASA. El pasado 10 de septiembre se anunciaba que su empresa cerraba una serie B (ronda de […]

03mayo

El director de innovación de McClaren cree que las patentes del deporte del motor pueden ayudar a mejorar el bienestar y la salud

¿ Te interesa el evento ?
Mándanos tu correo para recibir todas las novedades

NOVEDADES

Regístrate para estar al tanto de todas las novedades sobre los próximos eventos